MARÍA FERNANDA LAIRET: INTERPRETANDO EL VALOR TERRENAL Y ESPIRITUAL DE LA GLOBALIZACIÓN

Share Button

POR JOHANN STARCHEVICH / FOTOS JULIO OSORIO

LA ARTISTA PLÁSTICA VENEZOLANA INTERPRETA LOS SÍMBOLOS QUE ESCONDEN MONEDAS Y BILLETES EN UN TRABAJO QUE AMALGAMA EL COLLAGE, LA FOTOGRAFÍA Y LA TÉCNICA DIGITAL, BAJO UN LENGUAJE UNIVERSAL

 

El mundo transita por un desfiladero y ese camino parece estrecharse a medida que avanza su paso. La mayor crisis económica global en medio siglo ya ha cobrado víctimas, como Grecia, que amenaza con salir de la zona euro como medida extrema para reflotar su economía y no contagiar a sus compañeros de la Unión Europea de la incertidumbre y el nerviosismo, que la sumió prácticamente en la bancarrota. España, por su parte, contiene el aliento y aplica un duro programa de recortes sociales, que busca sacar del paro a más de cuatro millones de personas. En medio del caos, Francia y Alemania, se debaten si la política de austeridad es la fórmula más efectiva para sacar a Europa de la crisis. En América, Estados Unidos se está recuperando de la mayor tormenta económica sufrida en siete décadas, mientras crece la incertidumbre en China por la desaceleración de su aparato productivo, que puede impactar directamente en América Latina, cuyas grandes economías ahora dependen de las exportaciones de sus materias primas al gigante asiático.

Las consecuencias de la crisis golpean a todos: a los Estados, a los bancos, a las grandes corporaciones y a los ciudadanos de a pie. El dinero, un medio tan humano como material, se ha convertido en un salvavidas para sobrevivir de la tormenta financiera global. Muchos consideran al dinero como el origen de las enfermedades materiales de la sociedad actual e instrumento del tan desprestigiado capitalismo, pero poco se habla de la carga espiritual, la simbología, el valor histórico, cultural y cromático de cada uno de los signos monetarios de los países.

SÍMBOLOS CONFRONTADOS

Precisamente es el trabajo de la artista plástica venezolana María Fernanda Lairet, quien desde 2008 –año en el que se inició la crisis financiera global- ha investigado la simbología y el valor espiritual de los billetes y monedas, mediante un trabajo que combina la fotografía, el collage y la impresión digital. Lairet se apropia de la simbología que tienen diferentes iconos monetarios y los confronta: la pirámide del dólar, con la figura de Mao; el perfil de Bolívar con figuras del franco suizo y con los colores que presenta el dólar australiano. El resultado de su trabajo es un collage con una importante carga visual que busca conectar al público con los múltiples significados que esconde un billete de diferentes denominaciones y nacionalidades.

“Me interesé en las formas y colores que tiene cada billete. Comencé a digitalizar las imágenes, a intervenirlos y a jugar con los colores. Con sus formas, con sus imágenes impresas en telas o en láser. Ha sido un trabajo completamente distinto a lo que he hecho”, explica Lairet sobre este trabajo que ha denominado Narrativas globales, cuyo lenguaje globalizado, le ha permitido a la artista exponer sus obras en Miami, Shanghái, Londres, Bruselas, Santo Domingo o Caracas.

A pesar de haber iniciado su trabajo artístico en 1986, Lairet es considerada una artista “emergente” en la escena plástica nacional. Ella sólo se considera una creadora, con igual interés en la pintura, en la fotografía o en la intervención digital, ofreciendo una obra que despierta el interés internacional por su armoniosa mezcla de soportes y técnicas.

LA FUSIÓN DEL ARTE CON LA ARQUITECTURA

El proyecto de arte en la sede del Banco Exterior ha congregado arquitectos, artistas y diseñadores con la intención de renovar los espacios de su sede central, ajustándose a los cambios de imagen que ha venido realizando la entidad en los últimos años. Wilmer Rivar, Vicepresidente de Administración y Seguridad del Banco Exterior nos habló sobre esta iniciativa.

¿Bajo qué concepto fue seleccionada la propuesta de la artista plástica María Fernanda Lairet, para los espacios del Banco?

Se buscó fusionar la arquitectura con el arte, a través de la composición y construcción de diferentes murales en gran formato, que se exhiben en el espacio operativo como piezas de arte o elementos arquitectónicos que cobran fuerza y delimitan cada espacio de trabajo. De esta manera, estamos brindando un área con armonía, contraste, belleza y expresiones propias y auténticas del lenguaje artístico-vanguardista que propone la artista plástica venezolana, María Fernanda Lairet, quien utiliza la herramienta del arte digital y emplea las nuevas técnicas de la informática. Cada uno de los murales contiene la reinterpretación de diferentes monedas y/o billetes (de distintas partes del mundo), bajo la expresión formal de diversos elementos y símbolos, representados en

una composición abstracta llena de color, con múltiples entramados de líneas rectas y curvas. Se logra así la identificación formal de los espacios, obteniendo una identidad propia en cada uno de los departamentos, a través del uso del color y la luz. Así en el piso 2, de nuestra torre principal, los espacios de trabajo y el arte se conjugan, en una especie de Galería, brindando un acogedor lugar de trabajo a nuestro personal.

El espacio arquitectónico está conformado por dos elementos principales: un núcleo central representado por una caja de cristal transparente y dos polos abiertos (norte y sur). Ambos elementos se acompañan de un área de circulación ininterrumpida de 50 metros lineales, conjuntamente con áreas operativas. El núcleo central se define como un volumen de vidrio, el cual dibuja en su exterior un elemento visual continuo, conformado por múltiples líneas horizontales, cuya altura no sobrepasa los puestos de trabajo. Este elemento crea una disyuntiva entre el espacio abierto y el cerrado y una sensación ambigua de estar adentro o afuera. La caja de cristal contiene en su interior, tres espacios bien diferenciados que, a través del arte de María Fernanda Lairet, se crea un juego de luz y color. El contraste visual en cada uno de los departamentos que conforman el núcleo, le brinda identidad, originalidad y presencia. Se convierte en una referencia visual para cada caso: Control de Cambio, Compensación y Service Desk. En los espacios abiertos, tanto en el ala norte como en la sur, se exhibe el arte de Lairet, en los planos de fondo. De este modo, se establece una composición interesante con el arte proyectado en el plano frontal, en el cual se representan sólo los trazos y líneas geométricas que genera la artista, y los cuales se desdibujan del arte del fondo, creando esa sensación de invadir el espacio desde lo bidimensional a lo tridimensional.

¿Cuál es la intención de aportar al espacio estas obras?

La intención de aportar al espacio estas obras integrándolas a la arquitectura del lugar, tiene la finalidad de potenciar el espacio de trabajo, mejorando el ambiente laboral, incentivando la creatividad, la productividad y la inspiración de los colaboradores de Banco Exterior. Podemos utilizar el espacio físico, como un medio de comunicación de lo que queremos transmitir. En el caso particular de este piso, logramos transmitir, a través de las obras: creatividad, innovación, pasión, integración, autenticidad, logro, talento, proceso, belleza, entre otros aspectos. Se obtiene un efecto muy positivo en los colaboradores de la institución financiera, quienes conviven con las obras artísticas en su jornada laboral, así como también en quienes nos visitan.

¿Existe alguna diferencia de producción laboral bajo este nuevo concepto, al integrar, dentro de los espacios de oficinas, el arte, en comparación al modelo de espacios de trabajo tradicionales?

Efectivamente, las obras de arte integradas a los espacios de oficina favorecen el ambiente laboral, aumentando la eficiencia y la productividad. Esto se logra también gracias a una buena distribución espacial, en búsqueda de mejorar la calidad y funcionalidad, aportándoles creatividad y dinamismo. Ofrecer un espacio acogedor facilita que la convivencia y la permanencia en el lugar de trabajo, sea más agradable.

¿Qué manifiestan las personas que laboran en el espacio con respecto a las obras que los acompañan en su jornada de trabajo?

Las personas manifiestan paz, serenidad. Se sienten en un ambiente totalmente nuevo. Les agrada contemplar las obras y trabajar rodeados de arte.

¿Ustedes tienen establecido como meta cambiar otros espacios del edificio?

En la sede principal de Banco Exterior, hemos estado en un proceso de innovación y remodelación de los pisos del área operativa, tal y como lo comentamos en una entrevista pasada para Hábitat Plus. Próximamente, tenemos previsto resaltar y destacar espacios de recepción de clientes, formación, recreación y esparcimiento. Seguiremos innovando.

Share Button